Social Icons

martes, 21 de mayo de 2013

Torneo Final, fecha 14: Tigre 0 – 0 Lanús

El Granate igualó sin goles ante el Matador en su visita a Victoria y no aprovechó la chance de llegar a lo más alto de la tabla de posiciones en soledad debido al empate de Newell’s. Así, los dirigidos por Guillermo Barros Schelotto quedaron segundos, a un punto del conjunto rosarino.



POR: Germán Martínez (@G__Martinez). 


Lanús, con los debuts de los juveniles Nicolás Pasquini y Jorge Valdez Chamorro, más el ingreso de Fernando Barrientos por el suspendido Guido Pizarro, no logró superar a un Tigre que llegaba dolido por ser eliminado de la Copa Libertadores.

En el primer tiempo, el Granate fue superior a su rival y eso se vio reflejado en la cantidad de oportunidades claras de gol. Sin jugar bien, es cierto, Lanús exigió a Damián Albil, arquero de Tigre, más de una vez.

A los 31 minuitos, Carlos Izquierdoz desbordó a pura velocidad por el sector derecho y, llegando al fondo, envió un centro que buscaba a Chamorro pero se desvió en Martín Galmarini y le quedó a Silvio Romero en el punto de penal.
El delantero estaba de frente al arco sin oposición alguna, pero la pelota le picó antes de que él remate y su disparo fue débil y completamente desviado.

Cuatro minutos después, de contragolpe, Romero escapó por derecha, se metió en el área rival y lo vio llegar sólo por el medio a Diego González.
El Pulpo quedó mano a mano con Albil pero el arquero de Tigre achicó bien y se quedó con lo que pudo haber sido la apertura del marcador.

Por su parte, la única oportunidad que tuvo el conjunto local en esa primera etapa fue un remate de Leandro Leguizamón de media distancia que se fue muy cerca del palo izquierdo de Agustín Marchesín.


En el segundo tiempo, las acciones claras llegaron sobre el final, después del minuto 40.

¿Qué pasó desde que comenzó hasta el minuto 40? Un partido muy friccionado en la mitad de la cancha, cruces fuertes que derivaron en amonestaciones y poco juego colectivo de parte de los dos equipos.

A los 43, Oscar Junior Benítez (que había ingresado por Barrientos) escaló algunos metros por el sector derecho de la cancha y tocó al medio con Mario Regueiro, quien estaba ubicado en la medialuna del área grande rival.
El uruguayo dominó la pelota, se acomodó y remató a colocar al palo izquierdo de Albil, que sacó al córner a puro reflejo.

De ese tiro de esquina, Lanús tuvo otra oportunidad en la cabeza de Izquierdoz, pero su intento fue al medio, justo donde estaba ubicado el arquero rival.

En el segundo minuto recuperado de los tres que había adicionado el árbitro del encuentro, Patricio Loustau, casi lo gana Tigre en la única oportunidad que tuvo en todo el segundo tiempo.
Matías Pérez García se metió en el área entre los dos centrales de Lanús y quedó mano a mano con Marchesín. El arquero del Granate salió a achicar y el mediocampista del Matador la picó cruzándola. La pelota pegó en la base del palo izquierdo de Marchesín, quedó rodando sobre la línea de gol hasta que llegó Oswaldo Vizcarrondo para rechazarla lo más lejos posible.

Sensaciones raras dejó este empate en el hincha de Lanús. Por un lado, sabor a poco porque el Granate tuvo las más claras, si estaba más preciso lo podía haber ganado y volvía a ser el único líder del campeonato; y por el otro, viendo la última jugada, conformismo porque se podría haber perdido, por lo menos se rescató un punto y Lanús sigue siendo el único invicto del torneo.


MIRÁ LAS MEJORES JUGADAS DE TIGRE 0 – 0 LANÚS:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe tu comentario aquí: